Barrancas del Cobre

Las Barrancas del Cobre son sin duda uno de los espacios naturales más impresionantes de México. Se encuentran en el estado de Chihuahua, en la denominada Sierra Tarahumara y conforman el sistema montañoso de barrancas más extenso en México. Aunque muchos lo desconocen, las Barrancas del Cobre son cuatro veces más grandes y casi dos veces más profundas que el Gran Cañón de Colorado en Estados Unidos. Y sin embargo no obtienen todo el reconocimiento que debieran.

Foto de las Barrancas del Cobre en el estado de Chihuahua
Foto de las Barrancas del Cobre en el estado de Chihuahua

Morfológicamente, las Barrancas del cobre son en realidad una sucesión de siete cañones dentro de la Sierra Madre Occidental, formadas hace 20 millones de años. Aquí han vivido desde hace milenios los indios Tarahumara (Rarámuri), enigmáticos pobladores que han visto llegar las ordenes de evangelizadores jesuitas o las tropas de Pancho Villa a principios del siglo XX.

Parque, reserva ecológica nacional y Patrimonio de la Humanidad, las Barrancas del Cobre cubren una superficie de 60,000 kilómetros cuadrados, comprendiendo cañones, crestas y desfiladeros. El nombre proviene de las antiguas minas de cobre.

Qué ver y hacer en las Barrancas del Cobre

Muchos viajeros eligen el verano o el otoño, evitando el frío del invierno, que puede ser cortante en el hábitat árido de las Barrancas del Cobre. Mientras en la parte alta del cañón el clima es alpino: húmedo en el verano, frío y fresco en el invierno, en la parte baja del cañón las temperaturas son más extremas, pudiendo descender hasta -12°C y subir a 44°C. en la época de más calor.

Al cubrir un área tan extensa, hay varias poblaciones dentro del área de las Barrancas del Cobre, desde donde podemos acometer la visita. Hay que tener en cuenta que el área es muy extenso, de modo que deberemos extender las visita si queremos hacer excursiones a lugares concretos de las Barrancas. Por ejemplo, los miradores más visitados y famosos de las  Barrancas del cobre están en: Guachochi, Creel, Barrancas, Divisadero y Bahuichivo.  Hay quién, consciente del poco tiempo que dispone para visitar las barrancas, elige Divisadero por las panorámicas maravillosas de tres de los cañones (del Cobre, Urique, Tararecua).

Creel

Creel es uno de los  pueblo cercanos a las Barrancas, a 2.340 metros de altitud, siendo uno de los puntos más altos de la ruta ferroviaria Chepe.  Llegando desde la ciudad de Chihuahua es la mejor opción para empezar a visitar la Sierra. En Creel podrá visitar el pequeño museo dedicado al arte popular de los Tarahumaras, comprar artesanías en las tiendas, acercarte al cementerio rarámuri, y probar la gastronomía local en sus restaurantes.

Posada Barrancas

Otra de las poblaciones más frecuentadas para iniciar la visita a las barrancas es Posada Barrancas. La razón es que aquí se encuentran tanto el Parque de Aventuras como el teleférico, dos de los grandes atractivos.

Teleférico

Niños y adultos se divierten y sorprenden por igual con teleférico que sobrevuela las Barrancas. La cabina tiene una capacidad para hasta 60 pasajeros y enlaza la Barranca del Cobre con la Barranca Terarecua y Urique. El recorrido dura unos 45 minutos, cubriendo una longitud de 3 km y cobrando una altura de hasta 400 metros. La terminal de salida del teleférico está en Divisadero.

Teleférico de las Barrancas del Cobre
Teleférico de las Barrancas del Cobre

Parque de Aventura Barrancas del Cobre

Además de la incuestionable belleza de este paisaje natural, las Barrancas del cobre han cobrado relieve turístico gracias a las actividades deportivas que podemos llevar a cabo. Desde disfrutar de la tirolesa Ziprider más larga del mundo, a subirnos al teleférico para gozar de unas vistas remarcables desde la altura, practicar rutas de senderismo, rappel o escalada; o ser los más valientes en los puentes colgantes y las vías ferratas de las Barrancas del Cobre. Estas actividades se desarrollan en el Parque de Aventura Barrancas del Cobre, fundado en el 2010 para combinar un paisaje majestuoso con la opción de sumar alicientes de ocio y deporte.

En el Parque de Aventura, se puede explorar de una forma diferente la Sierra Tarahumara, y disfrutar de vistas maravillosas de los más de 60 mil kilómetros cuadrados de alcance visual desde diferentes puntos, que convierten a las Barrancas del Cobre en el sistema montañoso de barrancas más extenso en México.

Además, otras áreas de las Barrancas del Cobre, son aptas para el ciclismo de montaña, el rafting, el avistamiento de aves, o simplemente acampar y descubrir con calma toda la reserva natural.

Tour por las Barrancas del Cobre

Los Tarahumaras

Hogar de la tribu indígena nativa  de los Tarahumaras, sus comunidades vivieron alejadas de la civilización, ajenas a los avatares políticos y sociales de México. Su economía de cultivo de maíz, frijol y ganadería, les permitía subsistir en unas condiciones climáticas duras. En invierno las cuevas les servían de abrigo, y en verano habitaban cabañas de troncos. Los tejidos elaborados por los tarahumaras, coloridas prendas de lana, les protegían del intenso frío de los meses invernales.

Tarahumaras
Tarahumaras

Los tarahumaras se denominan a sí mismos rarámuris (los de los pies ligeros), y pese al inevitable contacto con el mundo globalizado, conservan con arraigo su cultura, sus creencias espirituales y la respetuosa relación con la naturaleza. De hecho continúan empleando la medicina tradicional combinada con rituales mágico-religiosos, y son conocedores del cultivo de plantas alucinógenas como el peyote.

En algunas comunidades venden sus artesanías y podemos conocer más sobre ellos y charlar abiertamente pese a su tradicional timidez. Las mujeres suelen vestir faldas denominadas sipúchaka, y blusas coloridas: las mapáchaka. Los hombres portan el tagora y la koyera que les sostiene el cabello.

Como recomendación es aconsejable probar la cocina rarámuri, y fundamentada en el maíz, acompañada de bebida de pinole, queso menonita, tamales de chile colorado, empanadas rellenas de picadillo y azúcar, barbacoa estilo norteño o los populares chacales (granos de maíz tostados y guisados con chile colorado).

Cómo llegar a las Barrancas del Cobre

Las Barrancas del Cobre se ubican al suroeste de la ciudad de Chihuahua. Desde la costa del Pacífico – Los Mochis en el estado de Sinaloa.- hasta la capital del estado, el tren conocido como El Chepe, cruza las Barrancas del Cobre, pudiendo ser una divertida y curiosa forma de llegar. Las paradas del Chepe desde Chihuahua, son: Cuauhtémoc, Creel, Divisadero, Posada Barrancas, Bauichivo, Temoris, El Fuerte, y Los Mochis, fin del recorrido del tren.

Tren conocido como El Chepe
Tren conocido como El Chepe

Otros lugares interesantes del estado de Chihuahua son la Cascada Basaseachi (en Batopilas al sur del estado), la Piedra Volada o el mirador de la barranca de La Sinforosa.

Mapa de los puntos de interés